Email: consultas@clinicadelahernia.com

Consultas: 972972930

Citas al: 4227515 – 4214019

Preguntas Frecuentes sobre la Hernia

¡Haz click en cada pregunta!
Una hernia se presenta cuando hay una debilidad en la pared muscular    que mantiene los órganos abdominales en su lugar. Este defecto, permite a los órganos o tejidos salirse.
Usted puede nacer con la hernia o puede adquirir la hernia durante la vida, generalmente derivado de algún tipo de esfuerzo físico. 
Por ejemplo: Cargar peso, esfuerzo para orinar en personas con problemas de próstata, esfuerzo para evacuar en las personas con estreñimiento, la tos crónica, el embarazo y otros.
La causa más frecuente de la hernia, es la debilidad de la pared muscular abdominal, cuya incidencia más frecuente es en el canal inguinal, en varones de tipo indirecto y en damas de tipo directo. Con menos frecuencia, se presentan las hernias femorales o crurales.
La causa más frecuente de la hernia, es la debilidad de la pared muscular abdominal, cuya incidencia más frecuente es en el canal inguinal, en varones de tipo indirecto y en damas de tipo directo. Con menos frecuencia, se presentan las hernias femorales o crurales.
  • Bulto en el área sobre cualquier parte del abdomen, se hace más notoria estando de pie.
  • Sensación de ardor o de dolor sobre el bulto
  • Dolor en la ingle cuando te inclinas, toses, pujas o haces esfuerzos.
  • En ocasiones dolor o hinchazón alrededor de los testículos sobre todo cuando la hernia desciende hasta el escroto.
Si no puede reducir la hernia hacia adentro, su contenido puede quedar atrapados (encarcelados. Una hernia encarcelada se puede estrangular (perforación intestinal).
Se presenta náuseas, vómitos, dolor súbito, bulto que se vuelve rojo, o morado, no se puede evacuar el intestino, fiebre, distensión
Es una emergencia quirúrgica.
Por lo general solo se necesita una exploración física para su diagnóstico.
El médico siempre buscará el bulto, ayudado con maniobras o actitudes que el paciente tenga que realizar para precisar su diagnóstico.
Eventualmente puede ayudar la ecografía, y en gente deportista una resonancia magnética de la ingle.
Con un diagnóstico preciso, se puede realizar una hernioplastía con tensión (no se utiliza actualmente por nuestro grupo) o una hernioplastía sin tensión con malla abierta o laparoscópica (la más usada por el grupo).
Son hernias de aparición congénitas como su nombre lo explica y se tratan de acuerdo a la sintomatología y edad que se presentan. Siempre es preferible evitar la emergencia.